Félix Picazo

felix3Villalgordo del Júcar, 1978. Cuando se nace en una pequeña localidad rodeada de un bonito paisaje y abundante fauna, y además se crece bajo el influjo de los extraordinarios documentales de “El hombre y la Tierra”, es fácil explicar la pasión por observar, conocer y aprender sobre los procesos naturales que ocurren a nuestro alrededor. Comencé a salir al campo por las afueras del pueblo, prismáticos en ristre y libreta en mano para tomar buena nota de todo cuanto llamaba mi atención, a los 12 años. En un principio, de manera totalmente autodidacta,  me volqué con las aves, llegando años después a colaborar en censos de diferentes especies. Más tarde, me adentré en el mundo de los rastros y huellas de mamíferos, sobre todo carnívoros, teniendo incluso el privilegio de poder impartir algún curso. Quería estudiar biología, siempre lo tuve claro, y esa fue mi primera opción tras la selectividad. Conseguí plaza en la Universidad de Alicante, pero finalmente, el hecho de poder estar más cerca de mis padres para ayudarles en la empresa agrícola familiar, hizo que me decantara por la segunda opción, iniciando así mis estudios de Ingeniería Técnica Forestal en Albacete. Con escasa motivación logré concluirlos. No guardo buen recuerdo de aquella época, pero fue clave para dar mi salto a Murcia. Un año trabajando en una empresa dedicada a las obras forestales fue suficiente para darme cuenta de que no podía renunciar tan fácil a mi sueño. Así que volví a retomar los libros. Empezar Biología desde cero me pareció mucha torta, por lo que comencé el 2º ciclo de Ciencias Ambientales en la Universidad de Murcia. Total, el plan era empezar a colaborar en algún Departamento y conseguir financiación para realizar la tesis doctoral, por lo que entendí que ese era un buen atajo. Aterrizar en el grupo de Ecología Acuática del Departamento de Ecología e Hidrología fue un punto de inflexión. La calidad humana y científica de los integrantes de dicho grupo me envolvió y explica, en gran medida, la persona que soy actualmente.

Me doctoré en enero de 2016 con una tesis financiada por la Fundación Séneca sobre patrones de diversidad en ecosistemas acuáticos de interior, en la cual se abordan diferentes cuestiones de ecología funcional y de comunidades, conservación y biogeografía usando como herramienta los coleópteros acuáticos. Durante mis años como doctorando, además de publicar varios artículos que puedes consultar en mis perfiles de Google Scholar y ResearchGate, tuve la oportunidad de colaborar en diferentes proyectos, como el que culminó con la publicación del Atlas de los coleópteros acuáticos de España peninsular.

A lo largo de mi trayectoria vital, diferentes tipos de actividades han alegrado mis días, de las cuales destacaría la práctica de deporte, la música y la radio, defendiendo los colores del Club Deportivo Alto Júcar por los campos de fútbol de Castilla-La Mancha y debutando en la radio musical a través del proyecto Radio la rambla. Las actividades lúdico-festivas también han estado muy presentes, no nos vamos a engañar. La mezcla de todos estos ingredientes, realizada por un voluntarioso y discreto aficionado a la cocina, con el toque final que le da haber formado parte de la Asociación de Jóvenes Investigadores de Murcia (de esta etapa recuerdo con especial cariño la puesta en marcha del ciclo I+D+c o la organización del evento Pint of Science 2015), ofrece como resultado un compromiso con el avance del conocimiento, la investigación y la divulgación de todas aquellas materias relevantes para lograr sociedades más felices y en mayor armonía con los ecosistemas en los que nuestra especie se desenvuelve.

twitter-128  indice google-scholar-logo